Salvar el patrimonio audiovisual de RTVV, todo un reto.

Por medio del Col.legio Oficial de bibliotecaris i Documentalistes de la Comunitat Valenciana, Lola Alfonso Noguerón (Jefa de la Unidad de Documentación de Televisión Valenciana) ha hecho llegar este manifiesto a favor de la importancia de los archivos audiovisuales en general, y del de RTVV en particular, de la labor que desarrollan los documentalistas para lograr la preservación del patrimonio audiovisual, y de cómo se está viviendo profesionalmente en estos tiempos de recortes económicos. Como digo, poniendo como caso a la Unidad de Documentación de RTVV, pero que perfectamente puede ser extrapolable a cualquier centro de documentación audiovisual y con unos pensamientos que, seguramente, compartirán muchos documentalistas audiovisuales.

Comparto aquí un fragmento que podeis leer íntegro, con permiso de Lola Alfonso para PdM -permiso que agradezco , en castellano y en valenciano:

[…]Desde el año 1989 a los telespectadores les llegan imágenes de informativos, deportes, programas de producción propia, de producción delegada, películas dobladas al valenciano, retransmisiones de acontecimientos estelares, y retransmisiones de eventos no tan estelares, programas especiales sobre fiestas, o especial elecciones. La mayor parte de este material se conserva en el archivo o centro de documentación. En las televisiones, al igual que en otras instituciones o empresas, el archivo siempre crece; es intrínseco a la producción, y al centro de documentación de cualquier radiotelevisión. En una empresa de muebles, cuando el producto está acabado se envía fuera de la fábrica para ser vendido. Aquí, cuando se produce y realiza un programa, éste se emite y una vez difundido por las cadenas televisivas, es archivado, ocupando no sólo espacio físico y ahora también, un espacio de almacenamiento digital. Se archiva porque es muy rentable. Es más económico sacar imágenes de archivo que enviar un equipo a grabar. Y en temas como deportes o tribunales y justicia, por poner solos dos ejemplos, la documentación es imprescindible para contextualizar la noticia, reportaje, entrevista o programa. Es tan rentable que el nivel de explotación de este archivo es elevado.
Pero para tener documentación y poder localizar las imágenes y prestarlas, hay un colectivo de profesionales que día a día, trabajan registrando, catalogando, analizando, describiendo los planos, los lugares, las personas y clasificando los materiales para su posterior explotación o reutilización, son los especialistas en las búsquedas, en la recuperación de la información. RTVV dispone de un fondo documental de más de 230.000 horas conservadas en cintas betacam sp, sx y digitales, y más de 30.000 horas digitalizadas. Es un reto la conservación y salvaguarda del patrimonio audiovisual de esta empresa pública protegida por la Ley de Patrimonio. Tecnológicamente se dispone de sistemas de gestión que permiten el acceso directo a los contenidos para los usuarios internos, y la web es cada vez más, una ventana abierta a contenidos digitalizados. La profesora Alice Keefer, en un artículo publicado en La Vanguardia del 6 octubre del 2002, advertía de de los riesgos de la información registrada en soportes electrónicos y sobre el futuro de la memoria cultural destacando que: “Las soluciones, cuando lleguen, tendrán un precio”.

[…]

La situación económica no puede servir de coartada para todo. No debemos permitirlo. Sigo ilusionada y convencida del privilegio de trabajar en audiovisual, y tengo muchos y muchas colegas con los que comparto la profesionalidad del día a día. Sin ellos, no podría ir a trabajar y entre todos seguimos haciendo la televisión que los políticos quisieron y quieren.
Es lamentable que haya miedo en decir lo que se piensa públicamente por los tiempos de crisis, ERES, despidos o expurgos, pero lo peor es haber visto como se ha ido deteriorando la imagen de estas empresas, de los profesionales que aquí estamos. Y mientras tanto, compañeros cámaras, redactores, personal de las móviles a los que a veces han abroncando o vapuleado, han de salir a trabajar jugándose el tipo.
En el centro de documentación no tenemos esos problemas. Archivamos la televisión que hacemos, pero ésta, se quiera o no, es parte de la historia contemporánea de la Comunidad Valenciana en imágenes. Es todo un reto que a los archivos, bibliotecas y centros de documentación se nos oiga en estos momentos.
Y un reto aún mayor, el conservar activamente el patrimonio audiovisual generado por la radiotelevisión pública valenciana.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: