“Los archivos audiovisuales de medios de comunicación”

Los archivos audiovisuales de medios de comunicación. Ponencia presentada por  Aníbal Salvador BejaranoRocío Laura Aguirre en el IX Congreso Argentino de archivística

Resumen

“Los medios de comunicación son la representación física de la comunicación en nuestro mundo; es decir, son el canal mediante el cual la información se obtiene, se procesa y, finalmente, se expresa, se comunica.” (Cervantes Medina, 2006). Los tipos y las formas de clasificarlos y caracterizarlos son muy variados, pero a los fines de este trabajo, se los reúne en cuatro grandes grupos: medios audiovisuales, medios radiofónicos, medios impresos y medios digitales. El Tiempo (1995) los describe de la siguiente manera:las características de los archivos audiovisuales en general y de la televisión como medio masivo de comunicación. Luego, se desarrollan cuestiones propias de los archivos audiovisuales propios de las emisoras de televisión, los tipos de materiales y documentos que gestionan para que, por último presentar una propuesta para la gestión documental en los archivos audiovisuales de televisión.

Los archivos audiovisuales de medios de comunicación

Silvia Romano, resalta que la única diferencia que existe entre los archivos audiovisuales y los demás tipos de archivo, es la institución de donde provienen, los primeros son los que “…hacen de la información audiovisual su centro de interés, como las emisoras de televisión” (Romano, 2004). La idea de que la única divergencia entre una archivo cualquiera y un archivo audiovisual es el tipo de material que genera o conserva, es un pensamiento simplista pero cierto, porque las tareas que deben realizarse en un archivo audiovisual, se llevan adelante en todos los archivos, como ser: la organización, el almacenamiento, la descripción y la explotación del fondo. Además, coincidiendo con esta afirmación que presenta la autora, de que los archivos audiovisuales son aquellos que centran su interés en esta documentación, el presente trabajo no considera como un archivo audiovisual a los archivos fotográficos (sólo imágenes fijas), a los archivos puramente sonoros ni a las secciones multimedia de una biblioteca.

Siguiendo con la línea de pensamiento de Romano, los archivos audiovisuales son los encargados de reunir, gestionar y preservar los documentos, para facilitar el acceso a ellos, como cualquier otro archivo, salvando las características particulares de los materiales conservados. También Edmondson, bajo esta óptica, define al archivo audiovisual como a “…una organización o un departamento de una organización que se dedica al acopio, la gestión y la preservación de una colección de medios audiovisuales, y del patrimonio audiovisual, y a facilitar acceso a ellos” (Edmondson, 2004: 27). Incluso la Asociación de Archivos Audiovisuales de Asia Suroriental y el Pacífico define al archivo audiovisual como una organización o unidad de una organización que se dedica a recoger, gestionar, conservar y facilitar el acceso o la utilización de una colección de materiales audiovisuales y afines.

 Los matices conceptuales también dan lugar a una diversidad terminológica para la unidad de información que realiza las tareas archivísticas, dando lugar a varias definiciones y denominaciones, como ser: archivo audiovisual, centro de documentación audiovisual, servicios de documentación de los medios audiovisuales, servicio de archivo y documentación audiovisual.

Características de los archivos audiovisuales

Los archivos audiovisuales se caracterizan por el tipo de documento especial que gestionan, teniendo en cuenta tanto el soporte como el contenido, más aún cuando uno condiciona al otro. Es indudable que estas particularidades están muy marcadas por el tipo de soporte, ya que el contenido varía en respuesta al formato de grabación, ya sea como imágenes en movimiento, sonido, o la combinación de ambos. Por lo que, las particularidades del tipo documental que conservan, le dan esa distinción que engloba todos los aspectos relacionados con la custodia, la accesibilidad y la recuperación de los documentos audiovisuales, las exigencias de la conservación física y del contenido que son mucho más estrictas que para otros formatos, su situación tecnológica, y los derechos de autor de la documentación preservada. Por lo tanto, sus funciones principales son “…el acopio, la gestión, la conservación, la promoción y la facilitación de acceso al patrimonio audiovisual…”

Continuar leyendo en mundoarchivístico.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: