CEDRO ofrece una solución para reproducir legalmente partituras

partiturasCEDRO ha desarrollado una nueva licencia que autoriza a las sociedades musicales la fotocopia de partituras de su repertorio y su distribución entre sus miembros.

El Centro Español de Derechos Reprográficos  (CEDRO), entida que gestiona los derechos de autor de escritores, periodistas y traductores, ofrece esta solución como respuesta a la necesidad que tienen las agrupaciones musicales, como bandas y corales, de compartir copias de partituras, y la necesidad de loseditores de estas publicaciones a que la fotocopia de sus obras se lleve a cabo de forma regularizada y a obtener una remuneración justa por estos usos secundarios de sus publicaciones.

La Ley de Propiedad Intelectual establece, con carácter general, que para reproducir una obra protegida por los derechos de autor, como es el caso de las partituras musicales, es necesario contar con la autorización del titular de esos derechos. Las licencias de CEDRO autorizan, en nombre de los autores y editores asociados a nuestra Entidad, la reproducción legal de este tipo de obras y garantizan una compensación a sus titulares de derechos por este uso.

Para ampliar información sobre esta autorización, los interesados pueden ponerse en contacto con el Departamento de Licencias de CEDRO por teléfono (91 308 63 30 / 93 272 04 45), correo electrónico (licencias@cedro.org / cedrocat@cedro.org) o a través de conlicencia.com.

Fuente: Boletín de la Asociación de Compositores y Autores de Música (ACAM)

Anuncios

Curso sobre archivos musicales en Cocentaina (Alicante)

Cartel del cursoEl próximo sábado 17  de septiembre se celebrará el curso práctico sobre archivos (I). Dirigido a los directivos de sociedades musicales de l’Alcoià-Comtat. Esta jornada se inscribe en la campaña de actividades comarcales que organiza la Federación de Sociedades Musicales de la Comunidad Valenciana (FSMCV). Las ponentes Clara Costa y Alida Reig hablarán sobre los archivos en las sociedades musicales, propiedad intelectual, conservación, etc.  Estas dos documentalistas pertenecen al Departamento de Documentación y Comunicación del Institut Valencià de la Música. Desde hace nueve años se dedican a la catalogación de fondos musicales y descricpión de archivos personales de compositores valencianos cuyos fondos están depositados en la  Biblioteca Valenciana Nicolau Primitiu. Ambas son licenciadas en en Documentación y con estudios musicales.

Otra de las ponentes será Susana Checa Prieto, jefa de licencias CEDRO (Centro Español de Derechos Reprográficos). Esta institución suele estar representada en prácticamente todos los cursos de estas características debido al gran uso que las sociedades musicales hacen de las reproducciones de sus fondos musicales para el desarrollo de sus actividades musciales.

El curso será a partir de las 9 horas en el Centro Cultural El Teular de Cocentaina (Alicante). Puedes consultar el programa del curso en este pdf.

El Alto Palancia dedica una jornada a los archivos de las sociedades musicales

Con un título similar a las organizadas por AEDOM en 2009 y 2010, mañana sábado 5 de febrero tendrá lugar, a partir de las 10h de la mañana en el salón socio-cultural de la localidad de Altura (en la comarca del Alto Palancia, Castellón), una jornada que lleva por título: “Preparar, servir y guardar: los archivos de partituras en las sociedades musicales”

Esta actividad se inscribe en la campaña de actividades comarcales que impulsa la Federación de Sociedades Musicales de la Comunidad Valenciana (FSMCV). El acto contará con la intervención de los ponentes Joan Alonso, del Departamento de conservación y restauración del Archivo del Reino de Valencia y Susana Checa de CEDRO (Centro Español de Derechos Reprográficos).

 

¿Quién no ha visto alguna vez un archivo de banda de música así? Imagen tomada de http://www.bandamunicipaldealmagro.t83.net/#/repertorio/4521273387

Artículo de opinión: “La madera de CEDRO”

FotocopiadoraHace un par de días encontré este artículo de opinión de Borja Costa en un periódico digital independiente llamado siglo XXI. En él, el articulista hace una refexión acerca de la posibilidad de fotocopiar las partituras por parte de intérpretes y estudiantes, algo que -creo- todos los estudiantes han hecho a lo largo de sus carreras.

Titlado “La madera de CEDRO”, hace una crítica sobre la posibilidad de “saltarse” los derechos de autor de quienes editan en formato papel al permitir la copia de las obras musicales y pedagógicas siempre y cuando se utilicen en el ámbito de los conservatorios.

Para quien sea absolutamente ajeno a esto, hay que decir que las partituras (aparte de ser aquello que guarda el sobrino de turno en el interior de la banqueta del piano junto con restos de bocadillo y la ficha del parchís que jamás nadie había vuelto a ver) suponen la vía más pragmática y seria – y completa – de transmisión de conocimientos musicales. Vitales en la enseñanza, en la formación, en la transmisión del conocimiento sonoro, no son aquello con lo que el amigo de greñas aprendió a tocar la guitarra en la playa: son una forma de lectura y escritura, sin más (ni menos). A pesar de que determinados géneros lo discutan de una forma pueril (el blues no puede escribirse, el folk no puede escribirse, el flamenco no puede escribirse, la música swahili con elementos senegaleses con ligera presencia de influencias del mambo no puede escribirse…), el método no pierde su valor: las limitaciones al lenguaje se las pone el que escribe, no el lenguaje en si mismo. Como ejemplo, valga el hecho de que los jazzistas españoles niegan siempre que el jazz pueda transmitirse en notación tradicional, mientras que sus homólogos norteamericanos, padres del género, lo hacen cada día (y venden millones de ejemplares de sus libros). Y es que todo esto sería como acusar a la matemática de no alcanzar a descubrir ciertas cosas, obviando la insuficiencia de los matemáticos. Recuerden: no todos los hispanohablantes son Cortázar.

Hay que decir también que en España tenemos una flagrante tradición respecto a estas partituras, que es la de no comprarlas. Es muy habitual, y lo ha sido siempre, oír eso de “¿Para qué te la has comprado? Haber preguntado, que yo te la fotocopiaba”. Bueno, miento, la cosa solía ser, al menos en mis tiempos (hace 5 años, no más, que salí del último conservatorio en el que me vi encerrado y sometido y aniquilado como animal pensante), “Tú eres idiota: fotocópiala”, aunque el sujeto no la tuviera. Y es que siempre hay alguien de quién copiar las cosas, siempre hay dónde copiarlas. Sin ir más lejos, en los mayores centros de enseñanza musical que sustentan su propia existencia en base a la disponibilidad de estas partituras: los conservatorios.

Podeis leer el artículo completo aquí.

Becas de CEDRO y de la Asociación Española de Editores de Música Sinfónica.

logo cedrologo aeemslogo Tritó

En este post ofrezco la noticia de la convocatoria de cuatro becas -más bien premios- por parte del Centro Español de Derechos Reprográficos y de la Asociación Española de Editores de Música Sinfónica:

CEDRO (Centro Español de Derechos Reprográficos) y AEEMS (Asociación Española de Editores de Música Sinfónica) han convocado beca abierta a estudiantes de violín y de flauta (travesera) de nacionalidad española o bien residentes en España que estén cursando tercer ciclo de grado medio o grado superior en un centro que tenga licencia de CEDRO (Centro Español de Derechos Reprográficos).

Los ganadores del concurso obtendrán una beca económica que ayudará a financiar su proyecto académico.

  • 1 beca para estudiante de violín de grado superior: 2.000 €
  • 1 beca para estudiante de flauta de grado superior: 2.000 €
  • 1 beca para estudiante de violín de tercer ciclo de grado medio: 1.000 €
  • 1 beca para estudiante de flauta de tercer ciclo de grado medio: 1.000 €

El repertorio de la beca CEDRO-AEEMS 2010-2011 está formado por obras de las editoriales asociadas a AEEMS.

Cada participante deberá elegir una obra para la audición, para lo cual deberá visitar el catálogo de obras para la beca CEDRO-AEEMS en Tritó Edicions: www.trito.es, sin necesidad de adquirir la partitura pues está incluída en el precio de la inscripción.

El concurso tendrá lugar los días 9, 10, 11 y 12 febrero en Madrid.

La fecha límite para enviar las solicitudes de la I Beca CEDRO-AEEMS 2010-2011 es el 3 de enero de 2011.

Más información en las webs de la AEEMS  (http://www.aeems.com/)

 

“Los archivos de partituras en las bandas de música”, II edición.

AEDOM ha organizado la II edición de la jornada “Preparar, servir y guardar: los archivos de partituras en las bandas de música”. En mayo del año pasado se realizó en el IVM (Instituto Valenciano de la Música), y para este se ha elegido la ciudad de Alicante, concretamente en el Instituto de Cultura Juan Gil-Albert.

Será el 11 de diciembre, y en esta ocasión, repiten Joan Alonso, del departamento de conservación y restauración del Archivo del Reino de Valencia, y Federic Oriola, bibliotecario y miembro de la Unió Musical La Nova de Quatretonda. Nuevos en esta edición son Javier Ugena, del departamento de licencias de CEDRO (Centro Español de derechos Reprográficos) y Romà Seguí, del Departamento de Documentación del IVM

Más información y desgarga de la solicitud en la web de AEDOM

A %d blogueros les gusta esto: