Reconocimiento al fundador de Eresbil

José Luis Ansorena

José Luis Ansorena. Imagen tomada de Wikipedia

José Luis Ansorena Miranda, el fundador el archivo musical Eresbil, la semana musical Musikaste y la coral Andra Mari, recibió ayer el Premio Manuel de Lekuona de Eusko Ikaskuntza- Sociedad de Estudios Vascos. El homenajeado arrancó su discurso recordando a Manuel Lekuona, de cuya muerte este año se cumplen 25 años, y comentó que, precisamente, la partitura de compositores vascos más antigua que se conserva en Eresbil fue donada por el propio Lekuona, y data de 1705.
Y al final del discurso de agradecimiento, Ansorena reveló que en los últimos años se ha dedicado a digitalizar las melodías recogidas por Resurrección María Azkue, que han sido inéditas hasta la fecha.
El homenajeado dió gracias a Eusko Ikaskuntza y en particular a la actual presidenta de la sección de Música de esa entidad, Itziar Larrinaga, «porque creo que ha tenido mucho ver en este premio». Hay que recordar que Ansorena fue durante bastantes años presidente de esa sección. También tuvo palabras de agradecimiento para el pueblo de Errenteria, cuyo Ayuntamiento le nombró hijo adoptivo.
El acto de entrega se desarrolló en el Salón del Trono del palacio de la Diputación Foral, y fue presidido por el diputado general Martin Garitano y el presidente de Eusko Ikaskuntza, José María Muñoa. Se repartió entre los presentes una biografía del homenajeado, redactada por su sobrino Jose Ignazio Ansorena, un hombre también muy relacionado con la música, pues es el director de la Banda Municipal de Txistularis de San Sebastián.
El acto de ayer arrancó con unas explicaciones biográficas a cargo del sobrino Jose Ignazio. Detalló que José Luis Ansorena nació en 1928 en la Parte Vieja donostiarra y que era uno de los últimos hijos -fueron nueve en total- de Isidro Ansorena, director de la Banda de Txistularis del Ayuntamiento donostiarra. «Con la llegada de los franquistas, Isidro fue suspendido de empleo y sueldo por tres meses, por desafecto al régimen. Luego se le levantó la sanción, y se le dio la oportunidad de conocer quién había sido el autor de la denuncia. Isidro dijo que no, que no quería alimentar el odio en su interior», dijo Jose Ignazio.

[…]

Seguir leyendo en diariovasco.com

Anuncios

Curso de digitalización y restauración de grabaciones en discos de pizarra

Txoke (Asociación Europea para la Investigación, el Rescate y la Puesta en Valor del Patrimonio Cultural), AEDOM (Asociación Española de Documentación Musical) han organizado un curso de digitalización y restauración de grabaciones en discos de pizarra de 78rpm. Será los próximos 14, 15 y 16 de marzo en la sede de y Eresbil (Archivo Vasco de la Música) de Erentería (Guipúzcoa)

Objetivos:

El curso de dirige a técnicos de sonido y especialistas afines cualificados que quieran adquirir sólidos conocimientos teóricos y prácticos de preservación de soportes de sonido históricos.

Profesor:

Franz Lechleitner, especialista de prestigio internacional y antiguo ingeniero jefe del Phonogrammarchiv de Viena.

Idioma:

Inglés técnico

Material:

Se facilitará a los asistentes documentación del curso en formato papel y CD/DVD en castellano.

Programa resumido:

  • Historia
  • Caracter´siticas del coarse groove records (surco ancho)
  • Técnica de grabación
  • Groove (surco)
  • Playback (reproducción) de grabaciones de pizarra: óptico y mecánico
  • Ajustes mecánicos y electrónicos: Centering, Speed, Needle, Antiskating, Equalization
  • Restauración digital y mejora: ADC, decklickning, Decrackling, Denoising.

Todos estos temas serán discutidos muy de cerca, con ayuda de imágenes y ejemplos audiovisuales, combinando la parte teórica con la práctica en aparatos reproductores de ERESBIL.

Consulta el programa completo, precios e inscripción, o por correo a pleinena@eresbil.com

Eresbil aumentó sus fondos en 2900 nuevos materiales durante 2011

Jon Bagües en Eresbil. Foto   JOSE MARI LOPEZEresbil alcanzó a finales del año pasado la cantidad de 209.047 documentos inventariados, tras incrementar su fondo en 2.879 nuevos materiales.

El Archivo Vasco de la Música Eresbil sigue su progresión en la recopilación de todo tipo de documentación relacionada con músicos vascos. Tras las aportaciones del año pasado, en estos momentos cuenta con 99.979 documentos audiovisuales y 76.146 partituras, complementando la colección 17.200 documentos de biblioteca, que incluyen libros, revistas y micro firmas, y 15.722 registros de documentación variada como cartas, fotografías, programas, carteles…
En el ejercicio del año pasado, cuyo balance ha presentado esta mañana el director del archivo Jon Bagüés, se recibieron donaciones de la pedagoga Luchy Mancisidor, de la cantante y directora Nekane Lasarte y de la violonchelista María Lourdes Goiti de Verkos.
Bagüés ha indicado que Eresbil se quiere sumar a la celebración del centenario de la construcción del Teatro Victoria Eugenia de San Sebastián con la recopilación del mayor número posible de programas de mano de las distintas actuaciones que han tenido lugar en este recinto en este siglo de existencia. Respecto a este año también ha señalado que la difusión de la obra de compositor Francisco Escudero centrará buena parte de los esfuerzos de Eresbil.
Información y vídeo-reportaje en el periódico digital Diario Vasco

 

Un incendio daña a Eresbil, el Archivo Vasco de la Música

Un importante incendio afectó ayer de manera considerable a la cervecería Gambrinus, que se encuentra ubicada en la Plaza Xabier Olaskoaga, dentro del complejo del Centro Comercial Niessen, en pleno centro de la villa.
El incendio se produjo sobre las dos y media de la madrugada y obligó a intervenir a los bomberos, que ante la gran altura que alcanzaron las llamas, desalojaron por prevención a los vecinos de los edificios colindantes de la calle Alfonso XI y que no sufrieron daños. Sus viviendas sólo se vieron afectadas por el humo.
El fuego afectó especialmente a la entrada de la cervecería y parcialmente a la cubierta de pvc colocada hace varios años para que los baserritarras puedan realizar sus ventas de productos aún en el caso de que llueva, que quedó destruída en su mayor parte, así como uno de los letreros del establecimiento de Telepizza, también situado al lado de Gambrinus.
Las oficinas ubicadas en la parte superior de la cervecería, y que están vacías, también se vieron afectadas por las llamas, así como el techo de los callejones que desembocan en la citada plaza.
Rafael Fernández, propietario de la cervecería, señaló ayer que le avisaron del incendio a las 4 de la madrugada y que desconocía el origen del fuego «ya que me han dicho que tienen que investigar el mismo», si bien todo apunta a que comenzó cerca de la puerta de entrada.
El abundante humo provocado por el fuego también se extendió a los edificios colindantes y el Archivo de Música Eresbil sufrió daños menores, al mancharse el suelo de la planta baja y de la primera planta de hollín, así como algunos de los ejemplares que tras registrarse en estas dependencias esperan para ser archivados de forma definitiva.
El responsable del archivo Jon Bagüés, dijo que afortunadamente no se había dañado ningún documento y tan sólo será necesario acometer tareas de limpieza para volver a dejar todo en las mismas condiciones.
La planta alta del Conservatorio de Errenteria Musikal colindante con el establecimiento quemado también sufrió algunos daños provocados por el hecho de que los bomberos tuvieron que abrir el techo para dar salida al humo y utilizaron abundante agua que mojó dos de las aulas, según explicó su director Jon Berruezo.

Fuente: diariovasco.com

Fallece José Antonio Arana Martija

José Antonio Arana Martija

José Antonio Arana Martija

Quienes le conocieron resaltan su carácter abierto y su capacidad de trabajo. Es muy fácil demostrar esto último, sólo con la donación de su fondo documental a Eresbil, el archivo vasco de la música: más de 7.000 fichas de investigación, además de colecciones de revistas, cancioneros, partituras y programas de la Orquesta Sinfónica de Bilbao, de la ABAO y de la Quincena Musical de San Sebastián.

La labor de José Antonio Arana Martija en favor del euskera y de la música vasca fue una de las más sólidas del siglo XX, cercana a la de Resurrección María de Azkue, a quien tanto admiraba y de cuya biblioteca fue el máximo responsable. Académico de Euskaltzaindia, Arana Martija murió ayer a los 80 años en su Gernika natal. Deja escritos una veintena de libros y numerosos artículos, que revelan su pertenencia a la casta de los investigadores concienzudos.
Sus intereses principales fueron la música, la bibliografía y los dialectos del euskera, si bien su curiosidad también se extendió por otros campos. Nacido en 1931, comenzó sus estudios en la ikastola de Gernika, y los continuó en Francia, donde su familia pasó una breve temporada en el exilio. El euskera y el francés fueron los idiomas de su primera infancia, a los que sumó el español a partir de su regreso al territorio vizcaíno cuando tenía nueve años, en 1940.
Dos años después ingresó en el seminario guerniqués y, tras abandonarlo, fue a terminar el bachillerato a Valladolid. En el centro de Gernika conoció a Andrés Mañarikua, historiador y profesor de Derecho en la Universidad de Deusto. Arana Martija estudió esa carrera en el centro de los jesuitas, pero acabó la licenciatura de nuevo en Valladolid, en 1954. Tres años más tarde se graduó en Ciencias Económicas en Bilbao.
El humo del maestro
Después de su primer trabajo como comercial, entró en la fábrica de armas Astra, hasta que fue encarcelado por su actividad política. En 1978 empezó a trabajar en Euskaltzaindia como bibliotecario y responsable de la Biblioteca Azkue.
Desde entonces, Arana Martija fue una presencia continua en la Academia de la Lengua Vasca, una de las primeras personas con las que se encontraba el visitante, siempre dispuesto a contar alguna anécdota. Para ilustrar la personalidad obstinada de Azkue, solía decir que empezó a fumar a los 80 años, sin que nadie pudiera impedírselo.
En 1988 fue elegido académico de número, pero antes ya había realizado un gran labor por la cultura vasca. Fundó dos corales en Gernika, Santa Zezilia y Andra Mari, y la ikastola Seber Altube. En su fructífera faceta musical, se relacionó con los grandes compositores de la vanguardia vasca, como Carmelo Bernaola, Luis de Pablo y Agustín González Acilu, pero nunca abandonó su pasión por el gregoriano. Su voracidad cultural le hizo una persona imprescindible en los años más difíciles de la cultura vasca.

Eresbil recibe las copias y manuscritos musicales de las obras de Sara Soto

Sara Soto GabiolaEresbil (el Archivo Vasco de la Música) ha recibido las copias y manuscritos originales de las principales composiciones musicales de la polifacética artista Sara Soto (Gorliz -Vizcaya- 1941, Irun 1999). Han sido los hermanos de la compositora de obras como ‘Maitasun honek’ o ‘Oroitzen zara’, Ander y Mª Enma, quienes han entregado dichos documentos a Eresbil para que están a disposición de músicos e investigadores en la sede del archivo.
Sara Soto Gabiola nació en Gorliz pero residió desde niña en Irún. Inició sus estudios musicales desde temprana edad. Fue autodidacta en el terreno de la composición, y se convirtió en autora de diversas melodías que han sido difundidas por diversos cantautores de renombre en el País Vasco. Lourdes Iriondo grabó para la discográfica Artezi la canción ‘Maitasun honek’ y Txomin Artola grabó las canciones ‘Oroitzen zara’, ‘Martintxo’ y ‘Kanta Martintxo’ para discos Xoxoa. María Ostiz interpretó tanto en euskera como en castellano para la discográfica Hispavox la canción ‘Kanta, kanta’.

Eresbil convoca la beca Juan Zelaia.

Fuente: euskalcultura.com

Eresbil ha convocado la quinta edición de la beca “Juan Zelaia Letamendi”, con el apoyo de  Kulturaren Aldeko Euskal Fundazioa. Esta beca tiene carácter bianual y su objetivo es impulsar las investigaciones musicales en euskera. Se puede participar tanto en grupo como individualmente y se pueden presentar proyectos sobre cualquier ámbito del mundo de la música.

En 2007, por ejemplo, los ganadores de la beca fueron el vasco Eneko Sanz y el vasco-uruguayo Alberto Irigoyen, que presentaron un proyecto sobre los músicos vascos de Uruguay. Gracias a la beca realizaron una intensa invetigación en euskal etxeak y asociaciones locales, reuniendo una lista de casi un centenar de músicos vasco-uruguayos. La investigación será públicada próximamente online en la web de Eresbil.

Bases de la convocatoria

Los proyectos presentados deberán estar escritos en euskera. Pueden tener especial interés los siguientes temas: proyectos con una perspectiva social (por ejemplo, la enseñanza) o fundamentales para poner en valor el patrimonio musical vasco, aquellos proyectos cuyo resultado puede extenderse a toda Euskal Herria, los relacionados con la Diáspora vasca y aquellos relativos a la difusión mediante nuevas tecnologías.

Eresbil se encargará de la organización y seguimiento del concurso. El jurado estará compuesto por tres miembros seleccionados por Kulturaren Aldeko Euskal Fundazioa. El plazo para incribirse y enviar proyectos se cierra el 9 de mayo.

Se dará un año de plazo para completar la investigación seleccionada, a partir de junio de 2011.

Más información: web de Eresbil

A %d blogueros les gusta esto: