Exposición de cilindros de Regordosa-Turull en la Biblioteca de Catalunya

Exposición Regordosa-Turull en la Biblioteca de CatalunyaLa palabra incunable significa,  literalmente, ” que se encuentra en la cuna “. Aunque  se ha utilizado casi siempre para describir los libros impresos antes del 1501, el término se puede aplicar a  cualquier novedad que se encuentra en los  inicios de su evolución. Este es el caso de la colección de cilindros  Regordosa-Turull de la Biblioteca de  Catalunya, formada por los primeros  soportes sonoros de la historia en ser  comercializados con el aparato que Thomas Alva Edison patentó en 1878:  el fonógrafo.

La presentación del fonógrafo en Barcelona (la primera ciudad de España en recibir el invento) tuvo lugar en el Ateneu Lliure el 12 de septiembre  de 1878, promovida por el óptico barcelonés Francesc Dalmau. Mientras la sociedad  catalana iba incorporando los avances tecnológicos introducidos por la Exposición Universal de Barcelona de 1888 en la vida cotidiana, la música y las artes plásticas  tenían en Amadeu Vives, Isaac  Albéniz o Ramon Casas a sus representantes más emblemáticos .

Dentro de este contexto se sitúa el empresario textil Ruperto Regordosa Planas, el creador de la colección de cilindros de una exposición que se inaugura mañana día 14 de noviembre en la Biblioteca de Catalunya, titulada “Uns incunables del sonor: la col·lecció Regordosa-Turull de cilindres de cera“. Regordosa fue un ciudadano entusiasmado por los nuevos inventos, al mismo tiempo que representa al típico industrial conservador, y seguramente  creó y completó esta  colección entre 1889 y 1918, año de su muerte. A finales de los años 1960, los descendientes de Ruperto Regordosa vendieron la colección al violinista y compositor Xavier Turull i Creixell (1922-2000). La Biblioteca de Catalunya la adquirió en enero de  2000 y, posteriormente, con el ingreso del fondo del también compositor y amigo de Turull Manuel Valls Gorina (1920-1984), recuperamos cinco cilindros de esta colección, completando así casi la totalidad del conjunto original.
La digitalización y catalogación de los cilindros en  2008, ha permitido que hoy se puedan escuchar los archivos de audio y que podamos seguir su  historia a través de la documentación  conservada en la Biblioteca. El acto de inauguración tendrá lugar en la Sala de la Caritat a las 19 h. Participarán la directora de la Biblioteca de Catalunya, Eugènia Serra, y la jefa de la Unidad de Sonoros y Audiovisuales de la BC, Margarida Ullate, comisaria de la muestra. Posteriormente habrá una visita guiada por la exposición a cargo de Margarida Ullate. La entrada a la presentación es libre, aforo limitado, y la exposición podrá verse hasta el 14 de diciembre. Podéis leer el tríptico que ofrece la Biblioteca de Catalunya.

Anuncios

Fotoliptófono, al rescate de antiguos sonidos

El ingeniero electrónico argentino Jorge Petrosino, junto a la licenciada Ianina Canalis, están a punto de recrear un invento argentino de 1931 capaz de reproducir voces y música grabadas en papel común.
Jorge Petrosino es una especie de arqueólogo de los sonidos empecinado en recrear el fotoliptófono, un antiguo invento argentino capaz de reproducir voces y música grabadas en papel común.   Junto a la investigadora Ianina Canalis, este ingeniero electrónico bahiense, hoy docente de la Universidad Nacional de Lanús, logró reproducir el vals Oro y plata de Franz Lehal, interpretado por la Orquesta Vienesa y la mitad del tango Bésame otra vez, de Osvaldo Fresedo. Se trata de un hecho sin precedentes en el país, que permite pensar en diversas proyecciones que van desde el campo de la ciencia y la tecnología al de la historia y los estudios de la sociedad.

En el proyecto se recopilaban datos sobre tres sistemas antiguos de registro sonoro: el fonógrafo de cilindro, el grabador de alambre y el fotoliptófono, creado en 1931 para imprimir y reproducir información sonora en papel común. Su impulsor, el ingeniero Fernando Crudo, tuvo por objetivo diseñar un modo económico de distribución masiva de música y sonidos, ya que por costos y por características físicas, el papel fue y es uno de los elementos más simples de la vida cotidiana.  “La hoja se enrollaba sobre una especie de gran rodillo y la reproducción requería sensores que detectaban el nivel lumínico reflejado por el papel impreso, constituyendo una suerte de lector óptico adelantado varias épocas a sistemas similares”, dijo Petrosino.
Sobre la reproducción del vals Oro y plata , puntualizó que fue realizada mediante medios informáticos, aspecto donde tuvo mucho que ver el estudiante de ingeniería electrónica Norberto Vicchi, encargado del desarrollo del software específico. “Aún no hicimos la reconstrucción del aparato original. Crudo grabó hace 80 años sonidos en papel y nosotros estamos tratando de hacer el mismo aparato. Nos pusimos en contacto con el Archivo General de la Nación para ver si se conservaba más material, porque tenemos información de técnicos del archivo de que en la década del ’60 se había pasado bastante material grabado en este formato. Sin embargo, hasta ahora no hemos encontrado ningún papel adicional a los que nos dio el hijo del inventor”.

Para mitad de año.

Petrosino confirmó que la reconstrucción del fotoliptófono se concretará a mediados de este año. “Lo presentaremos en la Academia del Tango, con la recuperación de los sonidos en papel. Incluso en la Universidad Nacional de Lanús hay un Museo de Ciencia donde pensamos armar una exposición del aparato, con sus historias relacionadas, recortes de diarios, etcétera”, indicó.
Dijo que una de los aspectos que más llama la atención de este tema es su poca difusión. “Si uno busca en Internet encuentra muy poca información. Por ejemplo, en Wikipedia, la única cita que existe es nuestra. Ianina, que fue alumna mía y ahora es docente, en una clase escuchó que un profesor les habló sobre un invento para grabar en papel y les pidió que investigaran sobre el tema. “Ella –continuó–, se enganchó con la cuestión y la siguió durante años, hasta que llegó a dar con el hijo del inventor. Lo curioso es que cuando me empezó a hablar de este trabajo hacía años que venía juntando material a nivel de hobbista. Cuando me cuenta el hecho pensé que era algo que yo no conocía, pero que el resto sí, pero cuando noto que nadie lo conocía, lo incorporamos a una investigación mayor para darle formalidad”.
Al preguntársele el porqué de la desaparición de este sistema y de su derrota frente a los discos de pasta, Petrosino señaló: “El principal interrogante pasa por determinar las razones del olvido. Para la décadas del ’20 o del ’30 los discos de pasta habían superado a los cilindros de Edison y ya existía una distribución masiva y completa.
“Lo novedoso del fotoliptófono –agregó– era la facilidad de reproducción. Con una base de imprenta había que imprimir papel, entonces, su intención era una distribución masiva de bajo costo. Crudo soñaba que una página de un diario tuviese un discurso de un político y otra tuviese el comentario de una obra musical y allí mismo pudiese escucharse un fragmento de esa pieza”.

Leer más en el periódico digital La Nueva Provincia

Galería de imágenes tomadas del blog Fotoliptófono, de Ianina Canalis

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Canut Rebull, R. El Boletín Fonográfico: crónica del fonógrafo en Valencia

CANUT REBULL, Ramón. El Boletín Fonográfico: crónica del fonógrafo en Valencia. Quadrivium, revista digital de Musicología [online]. 2012, nº 3 [consultado el 30-01-2012]. Disponible en http://www.avamus.org/revista_qdv/qdv_numero3.html#FON%C3%93GRAFO

Resumen:

La creación de una tecnología capaz de almacenar la música y hacer posible su audición en cualquier momento y lugar fue uno de los avances tecnológicos que más han influido en el desarrollo de la música del siglo XX. Los inicios de esta nueva era los encontramos en la invención del fonógrafo. Desgraciadamente, existe muy poca información sobre cómo se desarrolló el mundo de la fonografía en España, pero todavía son más escasas las noticias si tomamos como referencia la ciudad de Valencia. Partiendo del hallazgo de un volumen que recopila todos los números del Boletín Fonográfico editado en Valencia en el año 1900, hemos podido conocer la importancia que tuvo la industria fonográfica en esta ciudad.

Presentación: “Música Mecánica. Los inicios de la fonografía”, por María Soledad Asensio

Música mecánica. los inicios de la fonografía – Presentación por  María Soledad Asensio Cañadas, del Centro de Documentación Musical de Andalucía. 

Contenido: 

  • Las sociedades primitivas
  • Cultura Clásica Griega
  • Siglo XVII
  • Los órganos de agua
  • Instrumentos programados: la automatización
  • Instrumentos programados: producción en serie
  • Ariston
  • Cajas de musica con disco de metal
  • Instrumentos de tarjeta de cartón
  • Armoniola. Pianola
  • El fonógrafo
  • El gramófono
  • El cine sonoro

 

A %d blogueros les gusta esto: